kioSco, tres años de destino periodístico*

1 enero, 2008 § Deja un comentario

José Lupe González

…pasquín (sic) de acento resentido “kiosko”. (sic)

…la poca ética (sic) de ese diario… (sic)

José Alfredo Jiménez, columnista de La Opinión-Milenio, escritor, egresado de la licenciatura en Ciencias de la Comunicación, de la facultad de Ciencias Políticas y

Sociales, en un correo electrónico enviado a funcionarios de la dirección Municipal de Cultura, de Torreón.

Pasquín de poca monta.

Autor no recordado.

No creo en el periodismo de resentidos.

Autor no recordado.

Tu sabes (qué publicas y a quién publicas), es tu periódico.

Daniel Maldonado

Escritor y colaborador de kioSco.

Es un pasquín de tantos que por ahí andan circulando.

Ricardo Jurado, maestro de la licenciatura en Ciencias de la Comunicación, de la facultad de Ciencias Políticas y Sociales.

Hace tres años que empezó la aventura periodística de kioSco, con la sola finalidad de ofrecer a los lectores análisis y opiniones sobre el quehacer periodístico de los medios de comunicación locales; y  dar una observación cercana a las universidades que imparten la carrera sobre medios de comunicación en la región. Los resultados de esa pretensión sólo los lectores pueden darla.

Los que hacemos kioSco sabemos de la deficiencias que aparecen en cada edición, en las planas mensuales de esta publicación. Cada mes, en cada número, intentamos dar un trabajo mejor acabado en los temas que se tocan, en la redacción y corrección de los textos, en el diseño. Aun quedan fallas. Lo sabemos, no lo ignoramos, pero tenemos firme en nuestra autocrítica el afán por mejorar en cada número que de manera gratuita llega a los lectores.

Después de tres años varios temas han sido recurrentes: la fatua celebración de la supuesta libertad de expresión entre periodistas y gobernantes; la actuación de los medios durante la manifestación estudiantil y popular de 1968; la falta de periodismo deportivo; la saturación del mercado laboral para los egresados de la licenciatura en Ciencias de la Comunicación. Seguiremos analizando esos temas. Jamás será suficiente para creer que ya todo esta dicho, que ya todo esta descubierto y explicado.

En tres años la práctica de géneros periodísticos como la entrevista y el reportaje se ha  reducido. Hemos hecho de kioSco un lugar propicio para que cada quien establezca un análisis sobre los medios y todo lo que los medios tocan. Cada quien fundamenta, argumenta y expone su planteamiento sin caer en el mero hecho de sólo decir, del señalamiento ambiguo o sin sentido.

El artículo se ha vuelto el género predominante por que las fuentes consultadas sobre ciertos puntos, no quieren dar a conocer sus opiniones sobre asuntos de los medios de comunicación. Ante la imposibilidad de conseguir entrevistas y de que las universidades proporcionen información pertinente para investigaciones sobre la licenciatura en Ciencias de la Comunicación, ha originado que el artículo sea el género sobre el que recae la mayor parte de la información que ofrecemos.

Sabemos que llegará el momento en el que hablar de los medios y de la situación de la carrera en Ciencias de la Comunicación será un lugar común; por lo pronto seguiremos en la línea que se vuelve camino.

En lo personal conozco bien los géneros periodísticos. Sé que de ser necesario el artículo debe de llevar datos, cifras, que complementen o sustenten las opiniones que se manifiestan. Sé que una nota informativa debe dejar claro las preguntas elementales a las que debe responder: qué, quién, cuándo, cómo, dónde, para qué o por qué. Tratar de realizar un acumulamiento de datos, cifras, números. Complementar con declaraciones u información documental, nos acercaría más a un reportaje, ahí esta el Manual de Periodismo de Vicente Leñero como referencia de lo asentado. No se desdeña la ejecución de un reportaje, pero no es la intención de los colaboradores de kioSco. No confundo los géneros. No los confundimos, no hacemos de la opinión una actitud de sólo opinar por decir algo.

Uno de los aspectos que hace un año manifestamos, es la falta de socialización que kioSco tiene. Hemos avanzado poco en ese sentido, aun no hemos encontrado alternativas para llegar a más lectores de una forma sencilla. Hace un año dimos a conocer que lo que detiene la socialización de kioSco: es que los propietarios de los puestos de periódicos ganan una comisión por cada ejemplar de las publicaciones que venden. kioSco al ser gratuito no les reditúa nada de ganancia, por lo cual la negativa a que lo distribuyan entre sus clientes es entendible. Es tarea nuestra encontrar una vía para que nuestra información llegue a más sectores de la población. Lo intentaremos.

Por lo pronto ya se prepara un blog en internet, para que los lectores puedan tener otra forma de conocer lo que aquí se difunde, así como para consultar casi todo lo que hemos publicado durante tres años. En el blog se integrarán mes a mes, en la fecha de aparición de la edición impresa, los textos que se publiquen.

Para el mes de marzo, haremos todo lo posible para que sean 16 páginas impresas en cada número, si los contratos publicitarios lo permiten. Habrá más colaboradores. La misma temática de la que nos ocupamos, pero el panorama se ampliará con la riqueza de otros análisis. Saúl Rosales Carrillo, Adrián Valencia, Miriam Ibarra, José Carlos Nava; más otros que se integren vendrán a enriquecer el proyecto periodístico que empezó hace tres años.

No ha sido fácil. Encuentros y desencuentros se han dado en la práctica periodística que se ha emprendido y que no se abandonará. Aquí no buscamos ningún reconocimiento, al que son muy proclives quienes ejercen el periodismo. No. Aquí no es lugar común decir que el único compromiso es con quienes nos leen. Con quienes por alguna situación son censurados en su manifestación artística o en su libertad de expresión. Aquí existe nada más la convicción de una gran compromiso con la sociedad, que hace que kioSco permanezca integro en su intención original. A los lectores de kioSco, nuestra gratitud sin límites.

Encuentros y desencuentros se han dado en tres años con funcionarios y académicos, entre ellos varios que han ejercido el periodismo. No esperaba otra cosa desde que en diciembre del 2004, salió el primer número. Sabía por mi práctica periodística en otros medios de comunicación, que sería dura la tarea de enfrentar a funcionarios. Pero nunca supuse que hubiera reacciones en contra de kioSco por periodistas. Las frases que se citan a manera de epígrafes, son señalamientos que se han dicho contra kioSco. Los entendería si hubieran sido proferidos por funcionarios, no por quienes en algún momento han ejercido el oficio periodístico. El comentario del epígrafe de Daniel Maldonado, fue hecho a manera de broma entre cerveza y cerveza que cada sábado disfrutamos.

Los desencuentros también han impedido que  kioSco se distribuya con más amplitud. Varias librerías ya no quisieron distribuirlo entre sus clientes. En el centro comercial conocido como Cuatro Caminos, en la librería Gonvill, según el decir de un empleado, ya no recibieron esta publicación por una orden del dueño. Recién se había difundido el ejemplar de enero del 2007 con una foto en la primera plana, de la autoría del gomezpalatino Fernando Lozano; donde un manifestante en el de efe portaba una cartulina que decía: “La mama de Fox se murió de vergüenza de tener un hijo tan pendejo”. Esa misma foto causó que en el restaurant Plaza Goumert, del mismo centro comercial Plaza Cuatro Caminos, también impidieran que ahí se dejara kioSco para los clientes que lo quisieran tomar de forma gratuita. En el restaurant dijeron que por la foto agresiva que estaba en la portada en la edición mencionada.

Los que hacemos estas planas desconocemos a qué se debe, a cuál información aparecida, que se haya decomisado el periódico de varias partes donde cada mes se deja al alcance de la gente. Durante el 2007, en más de una ocasión se dieron varios decomisos. Nunca hemos sabido qué información molestó ni a quién. Si a gente de algún medio de comunicación o a algún funcionario publico. Lo único comprobable es que desapareció así, así como se desaparecen las cosas. De un momento a otro kioSco ya no existía en esas ocasiones en centros culturales y en dependencias públicas.

Las dificultades narradas nos señalan el camino. Vamos marcando una ruta inédita. No la dejaremos, esa es la convicción; esa es nuestra causa. Tenemos una sola esperanza y estamos seguros que llegaremos al destino final. Sabemos que es largo y que se avizoran dificultades tal vez mayores. Vemos pues que el intento periodístico no es estéril. Sigue la aventura periodística que empezó en diciembre del 2004. Reitero que hay deficiencias, ojalá podamos remediarlas. Esa es la deuda que aun mantenemos con quienes nos leen. Ojalá logremos que kioSco crezca en su esfuerzo editorial, en la información que ofrecemos y en la calidad de los análisis que entregamos a los lectores. Hoy y siempre por los meses de los meses venideros. Será.

*texto escrito originalmente para ser publicado en el  numero 35 de kioSco, antes de que a la redacción llegaran los análisis de Daniel Raddi y de José Carlos Nava; por razones de espacio no pudo publicarse en la edición anterior. Se reproduce ahora como muestra de la autocrítica que cada año hemos hecho.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo kioSco, tres años de destino periodístico* en kioSco.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: